Premios del vino

La nariz de Oro
Mundus vini
Dada la importancia que siempre ha mantenido el vino, desde sus orígenes hasta su mayor desarrollo hoy en día, y dada la “cultura vitivinícola” existente en la actualidad (abarcando desde las diferentes denominaciones de origen hasta el fenómeno del turismo del vino, las catas respecto al mismo, etc…), donde cada vez más se cuida minuciosamente cualquier detalle y se destinan mayores esfuerzos a la elaboración de nuevas técnicas que permitan obtener a los bodegueros mejores producciones año tras año, no es de extrañar que diferentes premios sean entregados en el mundo del vino, según las especialidades existentes, pudiendo citar como ejemplo los siguientes:
  • “Nariz de oro”: otorgándose el mismo al mejor sumiller español del momento.
  • “Premios mezquita”, escogiendo en Córdoba al mejor vino entre las variedades presentadas de las regiones españolas.
  • Premios “Baco”, entregados a los mejores vinos jóvenes de nacionalidad española por la Unión española de catadores.
  • Premios “Zarcillo” de Castilla y León, con una antigüedad de principios de 1990.
  • “Premios Bacchus”, otorgados estos en Madrid, donde participan tanto productores nacionales como extranjeros. Al tener carácter internacional, los aspirantes presentados suelen estar por encima del millar.
  • Los prestigiosos “Wine Star Awards”, otorgados estos por “Wine Enthusiast Magazine”, revista americana que confiere a su ganador el título de mejor región vinícola del año (por algo son asimilados a los Óscars del mundo del cine).
  • En Irlanda, los “Gold Star Awards” premian a los mejores vinos disponibles en el País. 
  • “Mundus vini”, premios a nivel internacional entregados en Alemania, constituyéndose en uno de los que cuentan con mayor participación (actualmente cuenta con más de 5.000 tipos de vino participantes en el concurso).
  • “Biofach”, donde se premian a los mejores vinos ecológicos (nuevamente, organizado en Alemania).
  • Los premios “Arribe” de Salamanca, valoran a los mejores vinos de la península ibérica.
En definitiva, observamos que la importancia de la industria vitivinícola, aún siempre estando presente, se ha desarrollado con el paso de los años, materializándose en diferentes premios a nivel nacional e internacional, distinguiendo a los mejores vinos de cada añada y a sus productores.